lunes, diciembre 19, 2005

Coahuila; transparencia inconstitucional

Jaime Villasana Dávila, 19 de diciembre 2005

Los ministros coahuilenses quisieron tapar un hoyo (el de la opacidad) pero destaparon otro, y más grande (violación de facultades de los municipios para emitir reglamentos). Pero iniciemos por el principio.

En materia de transparencia y acceso a la información los poderes públicos (Ejecutivo, Legislativo y Judicial) de los tres órdenes de gobierno (Federal, Estatal y Municipal) se avientan la “bolita” de la responsabilidad pero al mismo tiempo se bloquean y autoimponen limitaciones que al final de cuentas el principal afectado resulta ser, como siempre, el ciudadano.

El Congreso federal recrimina al Ejecutivo federal su falta de transparencia en ciertas cuentas cuando el mismo Congreso es uno de los campeones de la cerrazón y de la opacidad. A nivel Estatal la situación es todavía más grave porque ambos poderes se confabulan para impedir que se transparenten actos y decisiones (el caso Montiel por ejemplo). Por su parte las autoridades municipales implementan iniciativas de transparencia basadas en las “ganas”, cuando esto no es suficiente.

Respecto a los poderes judiciales estos no se quedan tan atrás aunque es preciso reconocer que el Federal, representado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) le lleva la delantera a sus colegas estatales y municipales (este último enfocado más en una justicia administrativa). La conclusión momentánea; el común denominador sigue siendo la firmeza por cuidar la información pública como si fuera privada.

La reglamentación de la transparencia en México sigue evolucionando y pasará todavía algún tiempo para que encuentre un estatus adecuado donde sus modificaciones sean mínimas. Pero mientras esto acontece debemos estar muy atentos a las resoluciones jurídicas que van moldeando el marco legal respectivo, y el ejemplo lo coloca la reciente resolución del Tribunal Superior de Justicia de Coahuila, convertido en Tribunal Constitucional, en el sentido de que los Ayuntamientos coahuilenses no tienen facultades para legislar en materia de acceso a la información.

Esta resolución refleja que los ministros coahuilenses ignoran que el pasado mes de mayo, la SCJN aprobó un criterio jurídico para dejar en claro que el artículo 115 de la Constitución le otorga a los municipios facultades para reglamentar y normar prácticamente todos los aspectos importantes de la vida de sus comunidades siempre y cuando no vayan en contra de lo que disponen las constituciones y las leyes, federales y locales. La decisión de la SCJN fue de tal magnitud que la ministra Olga Sánchez Cordero declaró "Es un momento histórico que cambiará la vida política del país".

En la misma resolución, la SCJN estableció que los ayuntamientos deben tomar como base las leyes municipales para elaborar sus reglamentos, pero sin que éstas representen una limitante. La única excepción en la que un Congreso local puede regular la vida de un municipio es cuando no cuenta con reglamentos sobre la materia. Pero sólo de manera provisional, pues dicha regulación dejará de operar en cuanto el municipio aludido cree sus propios reglamentos.

En 1999 no habían leyes de transparencia federal y estatales y menos reglamentos municipales, sin embargo en el 2001 Monterrey se erigió como el primer ente gubernamental en dictaminar una norma sobre transparencia y acceso a la información pública. Algunos municipios siguieron el ejemplo y decidieron emitir sus propios reglamentos, a pesar de que en sus respectivos Estados no había una ley estatal. Este fue el caso de Coahuila; Ramos Arizpe y Torreón emiten en febrero y marzo de 2003, respectivamente, sus reglamentos mientras que la ley estatal fue emitida en octubre del mismo año, entrando en vigencia el primero de diciembre de 2004. La doctrina jurídica indica que los municipios debieron ajustar sus reglamentos a la nueva ley estatal pero sin que esta fuera limitante para ir más allá en el espíritu de la misma, en este caso de la transparencia.

La resolución del tribunal coahuilense proviene de una controversia de inconstitucionalidad promovida por el Instituto Coahuilense de Acceso a la Información (ICAI) en contra del Ayuntamiento de Torreón, al negarse este último a brindar información a un ciudadano sobre planos y proyectos respecto de un malogrado paso a desnivel realizado en la ciudad.

El Tribunal coahuilense justificó en su resolución de invalidar el reglamento torreonense de transparencia bajo el argumento de que "en ningún artículo de la propia Constitución General ni de la Estatal faculta a los Municipios para que expidan reglamentos en cuanto a la información pública", pero este argumento es claramente ingenuo ¿Imagine Usted que en las Constituciones se detallen puntualmente lo que si y lo que no pueden legislar los ayuntamientos? A este paso los magistrados terminarán por invalidar muchos otros reglamentos municipales que no citan la Constitución federal y estatal.

El Tribunal coahuilense al parecer no sabe interpretar leyes, principalmente el punto segundo del artículo 115 de la Constitución federal que señala “los ayuntamientos tendrán facultades para aprobar, de acuerdo con las leyes en materia municipal… los reglamentos, circulares y disposiciones administrativas de observancia general dentro de sus respectivas jurisdicciones, que organicen la administración pública municipal, regulen las materias, procedimientos, funciones y servicios públicos de su competencia y aseguren la participación ciudadana y vecinal”.

Por supuesto que el Ayuntamiento de Torreón cometió un acto a todas luces reprobable al negarse a dar la información solicitada y por tal hecho debe ser criticado, conminado a rectificar y a modificar su reglamento, pero aceptar la resolución de los magistrados coahuilenses sería regresar seis años en la historia de este país. Con su decisión eliminaron de golpe y porrazo la reforma al artículo 115 de la Constitución federal realizada en 1999 y la resolución de la SCJN. ¿Qué sigue?

Glosa: El Ayuntamiento de Saltillo esta por aprobar un reglamento de transparencia que ni siquiera fue consensuado y difundido previamente ante la opinión pública. Al parecer se aprobará una norma de transparencia en un proceso poco transparente. ¿Dónde quedó el sentido común?

jueves, diciembre 15, 2005

El nuevo instituto de planeación

Artículo Localeando
El Diario de Coahuila, 15 de diciembre de 2005

Después de residir tres meses en Japón  y regresar a México para pasar las fiestas decembrinas, las comparaciones son inevitables. Guardando las obvias y debidas proporciones las diferencias en desarrollo cívico, político y de infraestructura física son realmente enormes. Para decirlo sin rodeos: los países de Asia Pacífico avanzan rápidamente en tren bala mientras nuestro país y estado se mueven a la velocidad de una máquina de vapor.

Pero no solo esta región del mundo toma acciones para competir globalmente y posicionarse. Mientras esperaba el avión en Houston, observé en una de las secciones del periódico The Wall Street Journal (6/12/2005) un anuncio que promovía a la región del Norte de Inglaterra (www.northengland.com). El anuncio invitaba a inversionistas a colocar su dinero en la región para desarrollar tecnología. Su estrategia se basaba en la calidad de sus instituciones educativas.

Leyendo sobre “North England” de inmediato recordé a La India, ubicado en otra región del mundo, y quién también decidió enfocarse en la atracción de inversiones en tecnología, banca y servicios financieros. El excelente nivel educativo en sus universidades, mezclado con una mano de obra de bajo costo y el dominio del idioma inglés (recordemos que fue una colonia británica), están haciendo que las ciudades de Mumbai y Bangalore sean reconocidas como generadoras de programas de software muy avanzados. En el área financiera van por el mismo camino. Tan solo JPMorgan, el gigante financiero estadounidense, plantea reclutar más de dos mil recién graduados para incorporarlos a sus negocios en los próximos dos años.

La pujante Corea es ya una realidad y sus ciudades comienzan a ser el ejemplo de desarrollo urbano para el siglo XXI. Su desarrollo tecnológico es impresionante y sus indicadores sociales están ya a la par de los países desarrollados. Por su parte Japón, al momento líder en la región, sigue innovando e implementando acciones que le han permitido no rezagarse ante sus feroces competidores.

Sobre Japón me atraen varias características pero destaco una que es básica para atraer inversiones y dar viabilidad a las políticas públicas diseñadas: la aplicación de la ley. En estos tres meses que estuve allá detuvieron a dos diputados del Congreso nacional por violar algunas leyes. En Japón no existe el fuero y cualquier funcionario o político puede ir a la cárcel como cualquier otro ciudadano.

Uno de estos diputados había dado dinero a algunos simpatizantes de una forma inapropiada durante la contienda electoral de septiembre y donde Koizumi pudo reelegirse. A los dos meses de violar la ley, el diputado, que buscaba reelegirse, ya estaba en la cárcel. Con un marco de justicia así tanto sociedad como empresarios sienten la confianza necesaria para llevar a cabo sus actividades cotidianas.

Todo lo que antes he citado sobre estos países y regiones no es producto de la casualidad y de los buenos deseos. Es consecuencia de una planeación trabajada de largo plazo y de la implementación de políticas públicas que reflejan que los habitantes de estas regiones saben a donde quieren llegar y como quieren posicionarse ante los inversionistas de todo el mundo, incluyendo los nacionales.

El nuevo Instituto de Planeación y Políticas Publicas  de Coahuila (IPPP) tiene frente a sí un enorme reto y como plataforma de partida tiene el plan elaborado por la pasada administración estatal. Su trabajo no puede ni debe limitarse a crear 10 mil empleos anuales. Tiene desafíos conformados por temas multidisciplinarios que implica generar las políticas públicas adecuadas mediante una planeación consensuada, es decir, trabajar cercanamente con diversas dependencias públicas y actores sociales. Las imposiciones deben quedar en el pasado.

Las inversiones no se atraen simplemente rebajando o eliminando impuestos. Buscan ambientes que ofrecen calidad y conocimiento en la mano de obra (que tiene que ver con educación); infraestructura física adecuada (relacionada con obras públicas y desarrollo urbano);  y un ambiente político y legal actualizado y estable (relacionado con justicia y armonía social). En todo ello deberá también enfocarse el IPPP.

Un error común entre instituciones como el IPPP es que el gobierno en turno lo considera como un ente propio y por lo tanto solo debe definir la planeación y las políticas públicas para dicho gobierno y desde el enfoque gubernamental. Sin embargo, deben actuar con un enfoque integral de la sociedad (en donde forma parte el gobierno) porque un futuro colectivo no se construye de forma unilateral. De esta forma, el IPPP debe integrar un consejo con miembros de la sociedad civil y estar lo mas alejado de la política partidista.

Bajo diferentes nombres, este tipo de instituciones u organismos son comunes en países o sociedades desarrolladas y son escenarios naturales para el análisis y el debate, para pensar en el largo plazo y para generar una visión autónoma y técnica. En ellos los fondos privados son bienvenidos porque potencializan resultados. Buenos ejemplos son el Instituto de Políticas Públicas de California y Calgary Sustentable.

La creación del IPPP en Coahuila es una excelente idea y si no me equivoco sería el primero de su tipo en el país. Sin embargo no vasta solo con haberlo creado. Deberá ir construyendo día a día su reputación, de modo que se convierta en toda una realidad y no solo en una buena idea más que fracasó y murió en el intento.

El IPPP deberá insertarse en el quehacer público como un aliado de todas las dependencias y de los sectores. Deberá abrir camino, ganarse la confianza de actores y tomar decisiones difíciles (caso CIMARIS) pero necesarias para el desarrollo sustentable de Coahuila. Seguramente también cometerá errores, pero estos deberán ser absorbidos y procesados para convertirse en fortalezas.

Coahuila enfrenta complicados retos y el IPPP deberá colocar soluciones y respuestas para su sociedad. Esperemos que así suceda.


Glosa: Los alemanes comprenden el desafío de la globalidad y saben del potencial de Asia Pacífico. A partir del 2006 ofrecerán en sus escuelas secundarias el japonés como segundo idioma ¿Y en Coahuila que estamos haciendo? Ni siquiera el inglés ha podido ser implementado adecuadamente.

lunes, diciembre 05, 2005

Canadá en el 2007

Por Jaime Villasana Dávila. 5 de diciembre 2005

Canadá ha dado mucho que hablar en las últimas semanas debido a la reciente caída del gobierno de Paul Martin y por el décimo aniversario del referéndum sobre la soberanía de Québec. Sobre el primer hecho tenemos que las elecciones del 23 de enero para definir al nuevo gobierno son importantes pero normales; partidos políticos que hacen campaña para llegar al poder dentro de un marco democrático fuertemente consolidado. Nada fuera de lo común.

Sin embargo, la verdadera prueba de fuego para Canadá será el 2007 cuando se celebren elecciones provinciales en Québec. De ganar el  Parti Québécois (PQ) es un hecho que habrá un nuevo referéndum, posiblemente en el 2008. Su plataforma política, aprobada el pasado mes de junio, así lo confirma.

Mi primer viaje a Canadá ocurrió hoy hace exactamente diez años y fue gracias a una novia canadiense que tenía en aquel tiempo. Casi un mes antes a mi arribo, específicamente el 30 de octubre de 1995, el PQ había perdido el segundo referéndum de tinte secesionista por un mínimo margen. El “Sí” a la soberanía obtuvo 49.4 por ciento y el “No” el 50.6 por ciento. Ese resultado, aunque no fue el ideal para el PQ, sí les dejo esperanzas dado que en 1980, en el primer referéndum, habían obtenido un 40.4 por ciento de votos a favor. El número de simpatizantes había aumentado y hoy parece que la tendencia sigue creciente.

Cinco años después regresé a Canadá y caminando por un centro comercial en Toronto, observé a un joven que portaba una playera que tenía estampado el mapa del país con sus provincias atadas por hilos. Una mejor representación de la realidad no podía haber encontrado. Para ese entonces el número de personas que se cuestionaban la viabilidad de Canadá como país iba en aumento a pesar del triunfo del “No”. El surgimiento de asociaciones políticas con tintes regionalistas en las provincias de Columbia Británica y Alberta eran (y son) la mejor prueba de ello.

Desde 1995 procuro dar seguimiento a la vida política canadiense y una de mis conclusiones es que una vez aparecido un sentimiento colectivo, como el separatismo en los quebequenses, es difícil de erradicarlo. Al igual que un virus, siempre buscará el momento adecuado para hacerse presente de nueva cuenta.

Han sido múltiples los factores que han mantenido vivo este sentimiento. El no reconocimiento legal a la cultura francófona de Québec durante la reforma constitucional canadiense de 1982 es uno de ellos. Al respecto decidí consultar a Mireille Ouellet, una buena amiga oriunda de Québec. Mireille me comento vía correo electrónico que “Pienso que queremos más un reconocimiento de nuestra particularidad cultural como parte integrante de la cultura canadiense que una secesión para obtener un país distinto”. La cultura, sin duda, es fuente de inspiración para desafiar a un país entero.

Otro de los factores que le han echado “más leña al fuego” fue el fiasco cometido por los “federalistas”, osease el gobierno nacional dirigido por los liberales, después del referéndum. Con el propósito de fomentar un Canadá unido, el gobierno de Jean Chretien (1993-2003) otorgó jugosos contratos de campañas publicitarias a empresas simpatizantes de su mismo partido. El reporte del fiscal Gomery, dado a conocer semanas atrás, ratificó los malos procedimientos en el otorgamiento de los contratos cuyos montos suman alrededor de US$75 millones.

La nueva generación de quebequenses es otro factor que suma a favor de una soberanía, o al menos de un “reconocimiento especial” para la provincia. Según un estudio realizado por la Universidad de Laval en Québec, el sentimiento pro-independentista se ha incrementado gracias al apoyo de los jóvenes, mientras que las viejas generaciones simpatizan mayormente con Canadá. Elsa Lefebvre, de 26 años y representante del PQ en la Asamblea provincial, señaló recientemente a la agencia AFP que su generación desea su propio país para tener un mayor control sobre su propio destino. Lefebvre agregó que “el deseo de soberanía no es un sentimiento anti-Canadá. Es pro-Québec. Canadá es un país maravilloso pero no es mío”.

El PQ no se anda con rodeos y en su página Web (www.pq.org) señala abiertamente su deseo por “Québec como un país soberano y con todos los instrumentos políticos, jurídicos y fiscales para ser dueños de su destino”. Adicionalmente existe un “Consejo de la Soberanía” encargado de promover y realizar acciones para sumar más simpatizantes. Otro referéndum esta en el horizonte de Canadá pero ahora será impulsado por el recién electo líder del PQ, el simpático Andre Boisclair, un político declarado gay de 39 años y que fumó cocaína cuando trabajó para el gobierno provincial en los 90’s.

Pero el sentimiento entre los quebequenses por ser “soberanos” es confuso y su alcance no ha podido ser definido del todo. Mientras algunos quieren un “trato especial” por parte del gobierno federal, otros desean una independencia total. Según una reciente encuesta realizada en septiembre por The Centre for Research and Information on Canada, el 49% de los quebequenses desea una soberanía ligada a Canadá, pero solo el 34% quiere una independencia total. Otras encuestas, como la de Ekos Research Associates realizada en octubre, indica que el 56 por ciento votaría a favor de la independencia de Québec.

En este mar de indecisiones habría que sumar las declaraciones de Lucien Bouchard, líder del PQ en el referéndum de 1995, quien señala que hay otros retos a enfrentar antes de organizar otro referéndum. El problema del bajo índice de nacimientos, definir una estrategia para enfrentar la competencia global y el envejecimiento de la población, son algunos.

El PQ no la tiene fácil en su intento por recuperar el poder en el 2007. Frente a ellos esta Jean Charest, actual Primer Ministro de Québec y un férreo liberal federalista pro-Canadá. Por lo pronto las encuestas para la elección del 23 de enero indican que muy probablemente ganarán los liberales, sin embargo deberán construir alianzas con alguno de los otros partidos para formar un gobierno de coalición.

El futuro de Canadá se ve retador y esperemos que el gobierno mexicano este ideando estrategias para cualquiera de los escenarios que pudieran presentarse. EUA ya lo esta haciendo.

Glosa: ¿Seguirá vigente el hermanamiento de Saltillo con la ciudad de Windsor, Ontario, Canadá?.

lunes, noviembre 28, 2005

De Fiats y de CIMARIS

Es un hecho que en Coahuila se necesitan más Notarios (dado el crecimiento de la población) y de CIMARIS (para confinar los residuos peligrosos que todos generamos), sin embargo el procedimiento para otorgar los Fiats y la forma de abordar el centro de almacenamiento de residuos peligrosos estuvieron aderezados con prácticas del pasado. El problema son las formas y no los fondos.

Pero vamos por partes. El primer caso (Fiats) se trata de una acción ubicada totalmente en el campo de la ética política porque el campo legal esta cubierto; quienes recibieron su Fiat cumplieron con los vagos requisitos que marca la ley respectiva, pero la gran pregunta es ¿Hubieran recibido el Fiat el Alcalde De Torreón, los dos diputados locales, funcionarios públicos y parientes de funcionarios sino tuvieran estos cargos? La respuesta es no si se reflexiona sin pasiones, entonces ¿Porqué ocultar algo tan evidente con argumentos de que “cumplo con lo que dice la ley”, “Me lo merezco porque tengo experiencia y soy abogado”, “Hace años metí mi solicitud”?.

En una entrevista realizada por Felix Alegría al Gobernador sobre los Fiats, éste señaló que “Bajo la ley tienen derecho. No se vale tampoco excluir, no hubo favoritismo. Ahí van allegados y no allegados, hay de todo”. Lo preocupante de estas declaraciones del gobernador es que vea como natural algo que no es aprobado en cualquier democracia madura. En este tipo de democracias los ciudadanos le suelen perdonar a los políticos o funcionarios públicos todo, pero difícilmente se les perdona dos actos; a) que digan mentiras y b) que en el ejercicio de sus funciones públicas y/o políticas se aprovechen de su cargo para su beneficio personal. Y no importa que la ley lo permita. El Gobernador, y muchos otros también, consideran que la pluralidad política y el cumplir con la ley son sinónimos de democracia madura y no es así, tan solo son un par de componentes de entre muchos. Un componente que dejamos de lado es precisamente la ética pública y/o política.

Por otra parte, si el Gobernador desea equidad ¿Por qué no otorgar los Fiats de acuerdo al porcentaje que representan los abogados que son funcionarios públicos y políticos dentro del universo total de abogados solicitantes? Esa sí sería equidad y no la que pretende convencer, pero ni aun así el procedimiento sería éticamente correcto.

Ahora bien, si la ley permite este tipo de actos éticamente incorrectos también es cierto que permite todo lo contrario, o sea, entregar dichos Fiats a abogados civiles y sin parentesco con funcionarios o políticos ¿Porqué no hacerlo así en lugar de seguir la nociva tradición? Pudiendo haber sentado un buen precedente, el Gobernador decide enlodarse a unos cuantos días de dejar el cargo.

Con respecto a los panistas que aceptaron un Fiat siendo funcionarios públicos o representantes populares, me queda claro que mordieron el anzuelo que les lanzaron. La estrategia de distracción funcionó de maravilla y las baterías de los medios y líderes de opinión estaban enfocadas sobre ellos y no del resto, precisamente porqué se espera más de ellos como miembros de la oposición.

Por lo pronto la presión social ya hizo que el Alcalde de Torreón y un diputado local panista de La Laguna renunciaran a su Fiat y ahora será interesante ver que movimiento hace Abraham Cepeda (Secretario de Gobierno), Karla Samperio (diputada local panista), Miguel Mery (diputado local cuya esposa fue beneficiada), el jefe de seguridad del Gobernador y el resto de los beneficiados ¿Querrán cargar con el “Fiatgate” en sus espaldas el resto de sus vidas?

Considero firmemente que dada la incapacidad de algunos políticos para reconocer la frontera de la ética política/pública se agregué en la ley correspondiente una nueva fracción que diga algo como  “aquellos que pretendan un Fiat no deberán ostentar un cargo público y no ser parientes directos de algún funcionario, diputado, gobernador o regidor”.

Pasemos al tema del CIMARI. Casi todos se niegan a los CIMARIS pero nadie propone una alternativa de solución a pesar del grave problema que significan los desechos peligrosos. Todos queremos un medio ambiente sano, pero nadie quiere tomar las decisiones importantes para que así sea. Como buenos coahuilenses preferimos no darnos cuenta del problema del tiraje clandestino de residuos, total en su momento lo enfrentaremos ¿Como resolver un problema si ni siquiera queremos reconocerlo?.

Los intentos del 96 y ahora el del 2005 estuvieron lejos de la transparencia y de la discusión pública que se requiere. Como suele suceder, la ciudadanía se entera casi al final de estos procesos y es aquí donde inicia el rechazo sobre algo necesario. En estos casos tan sensibles para la sociedad, queda claro que la ley no resuelve el problema, y su función se limita a servir de guía inicial, pero nada más.

El problema con este asunto no es del Alcalde de Ramos Arizpe, es de toda la comunidad del sureste y como tal debe ser abordado, haciendo cada quien su parte. El proceso para construir un CIMARI en Coahuila es una “papa caliente” que ningún político desea tomar pero ¿Es esta clase de políticos los que necesitamos para resolver los problemas?.

Tanto el Alcalde Saro, al señalar que se requiere un CIMARI, como el Regidor Flores Farías, al declarar que el proceso no ha sido el adecuado, tienen razón pero ahora lo importante es sentarse a negociar y poner sobre la mesa los requisitos que ponen los ejidatarios y los expertos para su instalación con el ofrecimiento que pueda hacer la compañía que desee operar un CIMARI.

Costara mucho crear un ambiente racional para abordar el tema en un futuro pero sin duda merece su discusión. Si al final de cuentas se decide que se haga un plebiscito para su instalación, este deberá realizarse una vez que haya fluido toda la información que se requiera, de lo contrario se esta condenando a la muerte un proyecto que se requiere urgentemente y eso tampoco es jugar limpio.

Las lecciones que debemos aprender en ambos casos es tomar decisiones con la ética y la razón por delante, enterrar los viejos vicios definitivamente sentando buenos precedentes y no apasionarse en el tema tan delicado del CIMARI, al menos que prefiera que esos residuos peligrosos sigan siendo arrojados en lugares no apropiados.

lunes, octubre 31, 2005

Coahuila y sus patas cojas

Jaime Villasana Dávila, 31 de octubre 2005

Es notorio que Coahuila (municipios incluidos) “cojea de varias patas”. La actitud de su clase política y de sus funcionarios públicos, la cerrazón y falta de transparencia en su sistema educativo y su caduco sistema para impartir justicia, son “patas” que hacen que los coahuilenses sigamos transitando por los terrenos característicos del tercer mundo.

Desmenuzando cada una de las “patas” e iniciando con lo referente a la actitud de su clase política inicio con los pronunciamientos que varios regidores municipales y funcionarios estatales han realizado en el sentido de obtener concesiones de taxis y fiat notariales para poder “sobrevivir” ahora que dejarán sus cargos.

Por más que griten a los cuatro vientos que “desean el poder para servir a la gente y no para servirse de él”, la realidad es totalmente opuesta. Hace unas semanas el actual Secretario de Gobierno, Abraham Cepeda, hizo pública su intención de querer obtener un fiat notarial (quizás ya la tiene) para ganarse el pan de cada día cuando ya no sea parte del gobierno estatal ¿Acaso no puede montar un despacho, o incorporarse a una firma ya establecida, y luchar cada día por hacerse de clientes tal y como lo hacen miles de abogados en el Estado? La quiere fácil y además brincándose las reglas.

Pero estas actitudes no solo se manifiestan en políticos del PRI. En el PAN el diputado local Jesús de León Tello hizo lo mismo que el Secretario de Gobierno y seguramente en el PRD los hay por igual. Estos modos de actuar de la clase política nos hace ver una realidad; aún falta tiempo para tener políticos que privilegien lo público por sobre lo privado y que consideren el servicio público como una plataforma para aportar y no como un botín.

Respecto de los funcionarios públicos menciono específicamente el escándalo de Jorge Viesca, Secretario de Obras Públicas en el Estado, y los famosos pasos a desnivel mal ejecutados en Saltillo y Torreón. Dicen que para resolver un problema el primer paso es reconocer que lo tienes y el Secretario nunca ha reconocido que esos puentes tienen fallas. Otro caso; el empecinamiento del Contador Mayor de Hacienda del Congreso, Ricardo Alvarez, por cerrarle las puertas a la transparencia es otro ejemplo. Estas simples actitudes son los grandes detalles que impiden una mejor comunicación entre sociedad y funcionarios públicos.

Un sistema educativo es la base para desarrollar el conocimiento y las habilidades de los ciudadanos. Si éste no posee elementos que lo hagan ser sólido, transparente, innovador y de calidad, entonces se está guiando a una sociedad, en el mejor de los casos, hacia un futuro mediocre.

Las autoridades educativas coahuilenses creen que el problema educativo les pertenece y que por lo tanto solo ellos pueden aportar soluciones. Esta postura solo promueve la cerrazón, la negación y la miopía y a la larga contribuye a generar más problemas. Por su naturaleza el sistema educativo merece la aportación de todos los sectores sociales y por lo mismo la ventilación de sus problemas se hace una necesidad y no una necedad.

La siempre negativa de la SEPC para difundir los resultados de las evaluaciones impide que se lleve a cabo un proceso claramente necesario: la competencia abierta y pública. El ser humano, y por consiguiente sus instituciones, siempre se encuentra compitiendo y es esto lo que lo hace mejor y le da nuevas herramientas para enfrentar los desafíos. Si la sociedad no conoce el nivel de avance de sus escuelas entonces no podrá hacer la parte que le corresponde; premiar y reconocer a escuelas y profesores que se lo han ganado y ayudar a aquellos que lo necesitan.

El sistema de justicia coahuilense es como el de cualquier estado, incluso como el del país mismo; añejo, lento, corrupto, discrecional y elitista. Recuerdo que hace meses, y aprovechando la gran nota dada por Nuevo León con lo de sus juicios orales, las autoridades anunciaron con bombo y platillo una serie de foros y acciones cuyo objetivo era elaborar las iniciativas de reforma para tener una justicia pronta, expedita y de calidad.

Al paso de los meses el intento se quedo solo en el deseo, como casi siempre sucede, y nuevamente se perdió otra oportunidad. Coahuila requiere de un sistema de justicia moderno, ágil y transparente como el que ahora expongo: En días pasados el periódico The Japan Times informó del arresto de un ex diputado (Keiko Hakariya) por haber violado la ley electoral (dio dinero a simpatizantes) en las pasadas elecciones del ¡11 de septiembre del 2005! (no del 11 de septiembre del 2002, como sería en México).

Al leer la nota comprobé una vez más porque los países desarrollados, que también tienen pillos y corruptos, se encuentran en esos niveles. La justicia japonesa procedió con celeridad y prontitud (le tomo menos de dos meses hacer las investigaciones), el juez actúo con firmeza (el delincuente estaba compitiendo para reelegirse como diputado) y no hubo encubrimientos ni desviación de la ley (el ex –diputado tendrá que pagar su delito) ¿Imaginan una justicia así de efectiva en Coahuila? Lamentablemente siguen existiendo muchas corruptelas y encubrimientos entre la clase política y los jueces.

Escribo sobre estos temas porque ahora mismo las autoridades estatales y municipales recién electas se encuentran diseñando sus programas de trabajo para los siguientes seis y cuatro años, respectivamente. Espero que dentro de sus estrategias involucre la implementación de acciones que ayuden a reconstruir algunas de las “patas cojas” de Coahuila, para que sea un Estado que apunta hacia la generación de mejores condiciones de vida para sus habitantes o ¿Acaso seguiremos con las mismas “patas cojas” durantes los siguientes años? El tiempo lo dirá.

Glosa: Al menos que en el PRI haya un verdadero colapso, están ya definidos los candidatos presidenciales de los tres principales partidos políticos. Madrazo es sin duda la peor opción, de hecho no es opción. De AMLO y Calderón tengo mis dudas: el primero desilusionó a muchos (me incluyo) con la forma de manejar el problema de sus funcionarios corruptos. Del segundo me queda un amargo sabor de boca debido al crédito que solicitó a Banobras a los pocos meses de ser nombrado director de ese banco. ¡Actúo como todos los demás!. Solo espero que le den el registro a Jorge Castañeda, sería un gran triunfo no para él, sino para la sociedad ya que dejaríamos de ser rehenes de los partidos políticos.

lunes, octubre 24, 2005

El paraíso del teléfono celular

Artículo Localeando, 24 de Octubre, 2005
Jaime Villasana Dávila 

Si eres fanático del celular entonces Japón es tu tierra prometida. En el país del “sol naciente” recibir o realizar llamadas al celular, recibir la fotografía o el consejo de un artista o enviar mensajes de texto SMS, algo que esta de moda en México, es cosa del pasado. En Japón el celular compite ya no con la televisión o el automóvil, ahora compite con la computadora pero pronto la desbancará por que es mucho más personal.

Aquí en Japón ocurre lo que en meses o años pasará en otros países; si deseas hacer una reservación de un vuelo lo puedes hacer a través de tu celular sin esperar minutos por una operadora disponible para atenderte. Solo te conectas al Internet, vas a la página Web de tu aerolínea, revisas vuelos y reservas el que te plazca.

Por un costo mensual de 150 yenes, alrededor de $14 pesos, recibes las

noticias, información del clima, deportes y entretenimiento. Si no tienes dinero para comprar un refresco pero posees un celular entonces no te preocupes, simplemente colócalo cerca de la pantalla infrarrojo de alguna máquina expendedora de las que están en las banquetas y pagas con él. Un ejemplo más: si olvidaste cerrar la puerta de la casa con llave, házlo desde la distancia a través de tu celular. Japón es el paraíso para los amantes del celular.

Japón, con 127 millones de habitantes, tenía a principios de año 85.5 millones de usuarios de celular (México tiene 35 millones). De esta cantidad, hoy en día mayor, poco más de 50 millones están con la compañía NTT DoCoMo. El resto del mercado se lo reparten KDDI Corp. y Vodafone Japan.

Alrededor del 90% de los teléfonos celulares operan con el formato “i-mode”, el cual permite el acceso al e-mail y al Internet. El dato es digno de resaltarse porque refleja que el acceso al servicio es masivo y no exclusivo para unos cuantos usuarios. El que quiere activa el “i-mode” con solo aplastar una tecla, el que no simplemente lo ignora.

A diferencia de México, donde alrededor del 65% de los suscriptores operan bajo el plan de prepago, en Japón no representa gran cosa. NTT DoCoMo esta pensando seriamente en dejar de admitir clientes bajo este plan y para KDDI Corp. solo representa el 2% de sus 18 millones de usuarios.

Sin embargo, para la compañía de origen británico Vodafone la perspectiva es diferente; el 11% de sus 15.2 millones de clientes están en prepago y van por más. Vodafone apuesta por cambiar la imagen negativa del prepago y pone de ejemplo a otros países donde el plan es popular como en Gran Bretaña e Italia, donde el 60% y el 92% de los suscriptores, respectivamente, están en prepago.

La capacidad de los teléfonos celulares de última generación son muchas y las compañías desean incrementarla al dedicar millones de yenes a investigación y desarrollo, siempre con el ánimo de agregar nuevos servicios a sus usuarios quienes cada día gastan más tiempo y dinero en el pago de su recibo telefónico celular.

Desde hace aproximadamente un año los japoneses pueden pagar algunas compras con su celular y hoy se ha extendido a otras ramas del comercio tales como tiendas departamentales, teatro e incluso el cine. A estas fechas NTT DoCoMo ha vendido alrededor de 3.7 de millones de teléfonos capaces de realizar transacciones de monedero electrónico. ¡Que se cuiden las tarjetas de débito y crédito!

Para enero de 2006 KDDI Corp. espera lanzar su servicio de compra de boletos para viajar en el tren o metro simplemente colocando el teléfono celular en la aduana de entrada, realizándose la transacción de pago vía rayos infrarrojos. NTT DoCoMo no se quiere quedar atrás y recién anuncio el mismo servicio. Actualmente se realizan las pruebas.

El celular ofrece más opciones como ver las famosas historietas de dibujos que son convertidas a formato digital desde su formato original en versión impresa, esto con un costo de entre 30 y 100 yenes por episodio ($3 a $10 pesos). Además puedes ver los resúmenes de noticias, de partidos de fútbol o de la lucha libre. Aquí los límites comienzan a desaparecer.

Pero no todo es color de rosa. La tecnología también viene acompañada de sinsabores y para muchos el principal problema radica en la deshumanización del individuo al aislarlo de su entorno social, dado que ahora su principal interlocutor es una máquina. Como sea, nada es perfecto y el celular en Japón también tiene a sus detractores.

En su columna del 3 de octubre publicada en el periódico The Japan Times, Takamitsu Sawa, profesor de economía en la Universidad de Kyoto y director del Instituto de Investigaciones Económicas de la misma universidad, las computadoras personales y los teléfonos celulares están ocasionando la declinación del hábito de la lectura, la pérdida del interés en la ciencia, la disminución de la habilidad para pensar y la tendencia a desperdiciar el tiempo.

Con el e-mail vienen también inconvenientes y actualmente las compañías de teléfonos celulares en Japón enfrentan el enorme reto de bloquear, hasta donde sea posible, los correos electrónicos no deseados, “junk mails” y “spams”, los cuales ahora van contigo a todas partes y no se quedan en la casa esperando a que enciendas tu computadora personal para fastidiarte la vida.

Al igual que en la computadora la “regla de oro” es, dicen las compañías, no abrir o responder mensajes provenientes de extraños. Una recomendación hecha por NTT DoCoMo a sus clientes es que, al momento de adquirir un celular y de dar forzosamente de alta una dirección de correo, ésta sea lo más larga posible para no facilitar su identificación.

El teléfono celular enfrentará diversos retos en el futuro, siendo uno de ellos el desarrollo de nuevos aparatos electrónicos. Recientemente Apple lanzó su nueva iPOD con pantalla, capaz ya no solo de bajar de la red un gran número de canciones y almacenarlas para después escucharlas, sino también bajar videos y películas para verlas cuando quieras y donde quieras.

Sin embargo el celular puede hacer esto y otras cosas, además de comunicarte con el mundo exterior, aquí la muestra; recientemente NTT DoCoMo presentó el celular “Music Porter X” y será sin duda el paraíso para los amantes de la música. Este aparato tiene una memoria interna de 1 GB capaz de almacenar ¡700 canciones! y puede reproducir musica por 200 horas seguidas, además cuenta con el servicio “MovaHO!” de transmisión digital por satélite.

Pronto, sino es que ya, el celular será el mejor amigo del hombre.

domingo, octubre 09, 2005

Cataluña ¿una estocada a España?

Jaime Villasana Dávila, 9 de octubre 2005

Resguardando su identidad y consolidándola mediante un tremendo desarrollo económico, social y cultural, los Catalanes habían mantenido una postura de bajo perfil en cuanto a sus deseos por emprender acciones que condujeran hacia el eventual nacimiento de un país. En todo caso eran y son los Vascos el grupo étnico que a través de distintos caminos (la violencia con ETA y el institucional con el Plan Ibarretxe) quienes llevaban la voz cantante en esta materia.

Pero el pasado viernes 30 de septiembre los parlamentarios catalanes sorprendieron a medio mundo al aprobar con 120 votos a favor y 15 en contra, estos últimos todos del Partido Popular Catalán, un Estatuto (su Constitución local) histórico en España. Unidos bajo un sentimiento de identidad propia, mucho más poderoso que la unidad político partidista (así debe ser), los catalanes pretenden ser una país dentro de otro país al plasmar en el texto estatutario el reconocimiento de Cataluña como nación, contrario al texto aprobado en 1979 que la define como “nacionalidad”.

Pero el hecho no acaba en la sola inscripción de una palabra en un texto de carácter constitucional. El nuevo Estatuto también recoge el derecho de autodeterminación aludiendo a los derechos históricos, establece el principio de bilateralidad en las relaciones entre el Estado español y la Generalitat (Estado Catalán) y crea la comisión Generalitat-Estado que se encargará de los asuntos que afecten a ambas administraciones.

Además incorpora, entre otros lineamientos de carácter económico, fiscal y político, el deber de conocer el catalán y prevé que Cataluña tenga un papel en las relaciones con la Unión Europea en los asuntos que afecten a sus competencias o intereses. Esto último es como sí Coahuila o Chihuahua pidieran un asiento dentro del TLC para discutir asuntos que pudiesen afectar sus territorios dentro del marco del tratado. Vaya reto para la unidad de España.

El camino legal que debe recorrer el nuevo Estatuto es largo: la semana pasada fue enviado al Congreso Español para su registro en las Cortes, una especie de comisiones especiales. Posteriormente  habrá de transitar por diversas etapas antes de ser debatido y votado por el Congreso, donde necesitaría de 176 votos para ser aprobado. Después pasaría al Senado para su ratificación y finalmente los ciudadanos catalanes lo votarían en un referéndum, que se da por hecho sería por un sí.

Según reportes de prensa, ese día de la aprobación del nuevo Estatuto el edificio parlamentario presentó un lleno total con representantes de la sociedad civil y de la clase política catalana. No era para menos. Los Catalanes pretenden lograr por la vía institucional lo que ETA no ha logrado por la vía armada (después a través del Plan Ibarretxe): ser una nación independiente que voluntariamente se encuentra unida a España.

Durante los primeros días después de aprobado el Estatuto, el Presidente de la Generalitat de Cataluña, Pasqual Maragall, se mostraba convencido de que las Cortes españolas aceptarían la definición de Cataluña como "nación". Argumentaba que de lo contrario, el resto del contenido del Estatuto no tendría sentido y se inclinaba por la idea de que España se convirtiera en un Estado federal que interpretara mejor el concepto de la “solidaridad territorial”. Algo así como Alemania o Estados Unidos pero recargado.

Cataluña ha marcado el camino de lo que esta por venir en algunas zonas del mundo occidental; la consolidación de regiones que muy probablemente den nacimiento a futuras naciones en el mediano plazo. El tema no debe asustarnos porque las líneas que definen las fronteras de los países nunca han sido para siempre. El mundo siempre ha cambiado y no dejará de hacerlo. Por ejemplo Italia no existía a inicios del siglo XX y Alemania apenas si logró conformarse como país en la segunda mitad del siglo XIX. El Reino Unido por su parte siempre ha enfrentado tensiones para mantenerse “unido”. Toda Europa del este tiene fronteras que quince años atrás no tenía, igual Rusia.

En Sudamérica las tensiones debido a las fronteras son recurrentes (Chile, Argentina, Bolivia, Ecuador, Perú). Norteamérica puede mostrar mayor estabilidad pero ahí esta Québec y el resto de las provincias canadienses. Estados Unidos y su excesiva identidad en algunos estados (texanos, californianos) y México con instituciones que no se consolidan y con entidades federativas que retan a la federación por más recursos. Nemex consolidando su integración con Texas.  

Ya no se trata de si surgirá o no un nuevo país sino cuando y en donde. Solo basta que otras “chispas” (como la Catalana) se den en cualquiera de las regiones para que los deseos de mayores libertades afloren. Ahora bien, para manejar sentimientos nacionalistas o regionalistas los caminos son variados. El Reino Unido muestra uno al permitir la existencia de países dentro de una gran unidad; Escocia, el país de Gales, Inglaterra e Irlanda del Norte, que tarde o temprano se unirá con su hermana la República de Irlanda a pesar de las profundas divisiones religiosas hoy existentes.  

La unidad española enfrenta mayores escollos debido a la diversidad de sus grupos étnicos y por consiguiente a la diversidad de las lenguas habladas, dos factores que sin duda contribuyen a un sentimiento propio de nación. Ha esto habría que sumarle el desarrollo económico, político e institucional que han logrado algunas de sus Autonomías (los Vascos y Catalanes por ejemplo), lo que  las hace visualizar nuevos horizontes. En otras palabras hoy pueden ser un país sin problema alguno.

El deseo de algunos catalanes por convertirse en una “Nación dentro de una Nación” aun esta por verse, incluso se vislumbra que al final tendrán que modificar esta parte del nuevo estatuto. El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, si bien al inicio mostró altos grados de tolerancia, en los últimos días ha ido cambiando su postura. Incluso el presidente de la Generalitat Catalana manifestó que en la redacción "Nos pudimos haber equivocado, con toda probabilidad".

El final de este acontecimiento será escrito en los próximos meses, sin embargo otra semilla, además de la Vasca, ya ha sido sembrada en esta nueva etapa que pone a prueba el futuro no solo de España, sino de varias naciones del mundo occidental.

domingo, octubre 02, 2005

¿Cuántos “Browns” hay en México?

Jaime Villasana Dávila, 2 de octubre 2005

Las lecciones que Katrina ha dejado serán tema de estudio durante largo tiempo. Una de ellas tiene que ver con la efectividad de las relaciones entre los diferentes ordenes de gobierno (federal, estatal y local) en momentos complicados, como los desastres naturales. Para Estados Unidos (USA) esta lección ha sido dolorosa; ni el gobierno federal, ni el de Lousiana y menos el de Nueva Orleáns demostraron que los esfuerzos realizados después del 9/11 sirvieron para algo (incluyendo los miles de millones de dólares gastados para enfrentar casos de emergencias).

Otra de las lecciones aprendidas que surgió de inmediato pero que hoy toma revuelo con mayor intensidad en USA es lo referente a quienes ocupan los cargos de primer nivel en el gobierno y por lo tanto quién administra los recursos que los ciudadanos han puesto en mano de las autoridades.

El caso de Michael Brown como director de FEMA, la agencia gubernamental del gobierno de EU encargada de manejar las emergencias, deja en claro una vez más que a los gobiernos (autoridades que son electas mediante el voto popular) no se les puede otorgar un cheque en blanco cuando son elegidos por la sencilla razón de que pueden abusar de dicho poder conferido, tomando decisiones que más adelante pueden costar caro.

Brown, primer chivo expiatorio de Katrina, nos demostró que los poseedores de altos cargos del gobierno requieren niveles aun mayores de profesionalización que en la iniciativa privada porque en el gobierno se trabaja con la vida de las personas, mientras que en la IP se trata de recursos materiales (y dinero) que fácilmente pueden reemplazarse.

Actualmente los medios de comunicación en USA y las organizaciones civiles han calibrado su mira para enfocarse en algunos nombramientos y nominaciones últimamente realizados por Bush. En su edición del 26 de septiembre la revista TIME publicó un excelente artículo titulado “How many more Michaels Browns are out there?” (¿Cuántos más Michaels Browns hay allá afuera?), lo que para México pudiéramos traducir como ¿Cuántos incompetentes existen en el gobierno federal, estatal o local actualmente?.

Los autores del artículo de TIME cuestionan algunos nombramientos por el bajo perfil de los nominados y es que ahora surge con mayor claridad la preocupación de “profesionalizar” ciertos cargos de primer nivel, vacunándolos contra influencias políticas lo mayormente posible, aun y cuando estos son “terrenos” de las autoridades electas porque el servicio profesional no aplica para estos cargos. Brown, ex –presidente de una asociación de dueños de caballos, claramente no cumplía con el perfil requerido pero llego gracias a su amistad y lealtad para con el Presidente estadounidense y no por sus cualidades.

Los “Browns” han existido por siempre y en todos los gobiernos del mundo pero hoy hizo crisis ¿Hará Katrina que muchos gobernantes piensen al menos dos veces antes de nombrar a incondicionales? Esperemos que sí, sin embargo ante las encarnizadas luchas entre los partidos los gobernantes prefieren nominar a personas leales que a profesionales…lamentablemente.

El nombramiento de una persona para ocupar un alto cargo en alguna agencia gubernamental importante influye e impacta no solo en dicha agencia. Los vasos comunicantes dentro de un gobierno son casi infinitos y basta con que uno de ellos no funcione adecuadamente para alterar la función de los otros, es decir, tener una persona de bajo perfil en un alto cargo conllevará a que esta persona no solo haga mal su trabajo, sino que impedirá que los otros lo puedan hacer correctamente.

Para ilustrar lo anterior pongamos nuevamente el caso de FEMA y me remito nuevamente a la revista TIME pero ahora en su edición del 19 de septiembre. En su investigación titulada “4 Places Where the System Broke Down” (Cuatro lugares donde el sistema falló) reseña que ante la ineptitud de FEMA por coordinar la ayuda para Lousiana, la Asociación Nacional de Gobernadores (NGA, por sus siglas en inglés) trató de suplir sus funciones pero al final de esa fatídica semana tampoco pudo hacerlo. Su intento por distribuir refugiados entre los estados de la unión americana fue simplemente eso, un intento. NGA falló por una sencilla razón; no esta diseñada para administrar una situación de esas. Es como sí en México, la CONAGO intentará hacer el trabajo del Sistema Nacional de Protección Civil ante un desastre natural.

El ejemplo nos muestra claramente el efecto dominó generado por un mal nombramiento realizado por el titular de un poder ejecutivo, en este caso el federal. Pero el asunto no termina ahí dado que las instituciones son las más perjudicadas. FEMA gozaba de cierta reputación antes de Katrina pero hoy tendrá que iniciar de nuevo y le será difícil recuperar la confianza ciudadana que alguna vez tuvo. Incluso el Presidente Bush está analizando la posibilidad de quitarle a FEMA la coordinación general en catástrofes naturales y otorgársela al ejército, es decir, algo como lo que actualmente acontece en México con la SEDENA y su plan DN-III.

El tema de la ocupación de los cargos de primer nivel en ningún momento deja de ser importante, es más, su importancia aumenta después de unas elecciones. Coahuila recién ha elegido gobernantes y su sociedad está en un etapa clave para exigirle a los candidatos electos que no desean “Michaels Browns” dentro de los altos cargos del gobierno estatal y municipales, pero, y en el resto del país ¿Cuántos Browns existen en los gobiernos?

Una herramienta para limitar las apariciones de más “Browns” nos la ofrece CIMAP (Ciudadanos por una Mejor Administración Pública) en Ciudad Juárez, caso que ya lo he analizado con anterioridad. ¿Cuántas organizaciones civiles más en México le entrarán al tema?

Glosa: la semana pasada el parlamento de Cataluña aprobó su nuevo y polémico Estatuto donde declara a la Autonomía Catalana como “Una nación dentro de otra nación”. Por obvias razones el caso es noticia de primera plana en España y lo será por el resto de la semana ya que el Parlamento Español deberá ratificar o rechazar lo decidido por los catalanes. ¿Qué sigue para España? ¿Se convertirá en una República Federal o, más aún, se constituirá en una comunidad de naciones españolas? El caso merece toda la atención por parte de los estudiosos del federalismo mexicano. Ya comentaremos el tema más adelante.


domingo, septiembre 04, 2005

INAFED: simulación consumada


Jaime Villasana Dávila
Artículo Localeando, 4 de septiembre de 2005

En semanas anteriores comenté en esta columna lo que acontecía en el Instituto Nacional para el Federalismo y Desarrollo Municipal (INAFED) respecto al nombramiento de su nueva directora general Gloria Muñoz de Sheridan, cuyo puesto anterior era coordinadora de vinculación municipal de la secretaria particular de la Presidencia de la Republica.

Indiqué que su nombramiento directo por parte del Secretario de Gobernación, Carlos Abascal Carranza, muy probablemente contradecía las disposiciones que señalaba la Ley del Servicio Profesional de Carrera (SPC) en el Gobierno federal, específicamente el artículo 5 que establece que los puestos sujetos al SPC son los niveles siguientes: Director General, Director General Adjunto, Director de Área, Subdirector de Área, Jefe de Departamento y Enlace.

Pues bien, recientemente la Secretaría de Gobernación consumó su simulación y para poder “darle la vuelta” a esta disposición del SPC modificó un artículo de su reglamento interno al indicar que el titular del INAFED tendrá ahora un cargo de Coordinador General (ya no un director general) lo cual les permite que sea nombrado directamente por el Secretario de esa dependencia, es decir por Carlos Abascal.

El anterior movimiento no es más que la confirmación, primero, de una violación de una ley federal al nombrar públicamente a un director general sin que antes no haya existido una atribución para hacerlo. Es decir nombraron públicamente a un director general (lo anunciaron varios medios de comunicación e incluso hay un boletín de prensa de la misma Segob) y luego publicaron la modificación a un reglamento interno con la finalidad de evadir la aplicación de la ley del SPC.

Segundo; el gobierno federal lleva a cabo una simulación respecto a la promoción y aplicación del SPC y deja en una difícil posición a la Secretaría de la Función Pública (SFP), responsable de implementarlo dentro del gobierno federal (artículo 2 de la Ley del SPC). El hecho representa sin duda una buena prueba para ésta secretaría y ya veremos que papel juega en este proceso que apenas inicia.

El Centro Nacional para el Desarrollo Municipal (CEDEMUN), después transformado en el INAFED allá por 2002, fue creado a raíz de las reformas al artículo 115 de la Constitución federal realizadas en la década de los ochentas. Su objetivo inicial era el fortalecimiento institucional de los municipios mexicanos.

A partir del 2000, y bajo batuta del nuevo gobierno federal, se convirtió en uno de los principales promotores del federalismo y del SPC. Para apuntalar este último tema organizaba importantes foros siendo el más conocido el Foro de Profesionalización de los Funcionarios Públicos. A estos espacios de discusión y análisis acudían funcionarios públicos (federales, estatales y municipales) así como también académicos, investigadores, representantes de organismos civiles y agencias internacionales. Yo mismo asistí a un par de ellos.

A tres años de su transformación, después de construir numerosas expectativas y ser un protagonista en donde participaba (también organizó importantes eventos a nivel internacional como la RIAD, una especie de foro internacional para la descentralización y el federalismo), el INAFED fue incapaz de apuntalar el federalismo en el país y ahora queda totalmente desacreditado respecto al SPC.

Sus dos primeros directores bajo el nuevo gobierno (Carlos Gadsden y posteriormente Felipe de Jesús Cantú) mal gastaron el capital institucional del INAFED. Hoy con el nombramiento de su “coordinadora general” la situación lo hace francamente insostenible.

El INAFED no es más que un órgano público enfermo en estado agónico donde algunos gremios, como las asociaciones de municipios, desean su eliminación al proponer la creación de uno nuevo. El gobierno federal no tiene más un discurso que ofrecer ante los gobiernos estatales y federales y lo que diga en este y otros temas estará cargado de demagogia y retórica pura.

Ante estos hechos me pregunto ¿Con qué cara ahora el INAFED, y el gobierno federal en su conjunto, promoverán el SPC ante los gobiernos estatales y municipales? ¿Qué acciones tomará la SFP, responsable de la implementación del SPC? ¿Omitirá la SFP hacer al menos señalamientos públicos respecto de este caso o simplemente será cómplice de esta simulación? ¿Qué harán todos aquellos que invirtieron dinero, tiempo y esfuerzo para hacer del SPC un ancla de la profesionalización de los servidores públicos mexicanos?

El caso puede llevar a importantes acciones de denuncia por parte de gobiernos federales y municipales y otros organismos civiles y académicos si es que deciden señalar el punto. Es más, varios gobiernos extranjeros pudieran hacer una queja diplomática ya que a través de sus agencias de cooperación internacional aportaron dinero para que el SPC fuera implementado en México. Dos de estos gobiernos fueron los Estados Unidos y Francia, cuyos logotipos de sus agencias aparecían en muchos de los eventos realizados por el INAFED, principalmente en aquellos que tenían relación con el SPC.

En lo personal me tiene muy indignado lo que acontece en el INAFED y ahora este hecho representa una vez más el doble discurso del gobierno federal en muchas áreas. Los panistas, los que están en la SEGOB y muchos otros más, resultaron ser igual que muchos del PRI al considerar que el gobierno les pertenece porque actualmente lo dirigen.

Y lo que es más grave; este hecho sienta ahora un precedente más para el gobierno que nacerá en 2006 y coloca nuevamente los elementos necesarios para que la discrecionalidad se apodere del nombramiento de algunos titulares de dependencias que estaban protegidos por la ley del SPC. Finalmente, imagino el ambiente laboral en esa dependencia que de por sí ya venía siendo de pesadumbre debido a la actuación que ha estado viviendo en sus últimos años.

El INAFED pudo y no quiso ser un actor importante dentro del proceso del federalismo mexicano y dentro del proceso de implementación del SPC. Con el ejemplo pudo predicar y no lo hizo, al contrario ahora les dio armas a aquellos funcionarios estatales y municipales para hacer del por sí cuestionado servicio profesional de carrera una herramienta vulnerable,  limitada y reforzada de simulación. ¡Vaya cambio!.

domingo, agosto 07, 2005

INAFED ¿violación al Servicio Profesional de Carrera?


Jaime Villasana Dávila
Artículo Localeando
7 de Agosto de 2005

La semana pasada el Secretario de Gobernación, Carlos Abascal Carranza, nombró como nueva directora del Instituto Nacional para el Federalismo y Desarrollo Municipal (INAFED) a Gloria Muñoz de Sheridan, quien venía fungiendo como coordinadora de vinculación municipal de la secretaria particular de la Presidencia de la Republica.

Muñoz de Sheridan reemplazaba al ex –alcalde de Monterrey, Felipe de Jesús Cantú, quien había renunciado a finales del 2004 para involucrarse en la campaña de Santiago Creel. Cantú a su vez había reemplazado a Carlos Gadsden Carrasco, integrante del equipo de transición de Fox como Coordinador del Área de Federalismo y posteriormente director del INAFED.

El nombramiento del director del INAFED esta envuelto en un manto misterioso debido a los varios meses que tomó nombrarse (se dice que el director iba a ser Gabino Cué pero al final no fue así) y a la presencia de la Ley del Servicio Profesional de Carrera (SPC), aprobada en 2003 por el Congreso Federal. El caso es confuso y leyendo la ley citada mis dudas aumentan. Sin ser un abogado especialista en la materia a continuación hago un breve análisis.

De acuerdo con la página Web de la Secretaría de la Función Pública, quién dirige la implantación del SPC, este modelo de administración del recurso humano inició el 5 de abril de 2004, fecha en la que entró en vigor el Reglamento de la misma, y según el plan, su operación plena se dará en el 2006.

El artículo 1 de la Ley del SPC, señala que la presente Ley tiene por objeto establecer las bases para la organización, funcionamiento y desarrollo del Sistema de Servicio Profesional de Carrera en las dependencias de la Administración Pública Federal Centralizada, es decir en todas las secretarías. Posteriormente el artículo 2, segundo párrafo, menciona que el Sistema (SPC) dependerá del titular del Poder Ejecutivo Federal, será dirigido por la Secretaría de la Función Pública (SFP) y su operación estará a cargo de cada una de las dependencias de la Administración Pública.

Por su parte el artículo 3, punto siete, dice que se entenderá por Dependencia a las Secretarías de Estado, incluyendo sus órganos desconcentrados. A su vez el artículo 5 establece que los puestos sujetos al SPC son los niveles siguientes: Director General, Director General Adjunto, Director de Área, Subdirector de Área, Jefe de Departamento y Enlace.

El INAFED es un órgano desconcentrado de la Segob (dependencia) y el cargo superior en esta institución es de Director General.  De acuerdo al artículo 3 el INAFED es parte de una dependencia. Un dato adicional; una fuente me comenta que el SPC no ha sido implementado del todo en el INAFED (habría que confirmarlo con la SFP) sin embargo esto no significa que los nombramientos en los cargos vacantes actuales puedan ser de libre designación dado que ya existe una ley (artículo 4 transitorio, tercer párrafo).

Existe un artículo que me hace dudar respecto a que el titular del INAFED deba ser seleccionado de acuerdo al proceso que marca el SPC y es el 7; los servidores públicos que formen parte de los Gabinetes de Apoyo (entre ellos los titulares de los órganos desconcentrado) serán nombrados y removidos libremente por su superior jerárquico inmediato. Sin embargo este mismo artículo señala en su párrafo tercero que las estructuras de los Gabinetes de Apoyo deberán ser autorizadas por la SFP.

Lo anterior hace ver una contradicción entre el artículo 3 y el 7 respecto al INAFED y su titular ¿Es parte de una dependencia y por lo tanto aplica el SPC para el nombramiento de su titular o es parte del Gabinete de Apoyo? Habría que preguntar a la SFP.

Por su parte el artículo 8 de la Ley menciona que el SPC no comprenderá al personal que preste sus servicios en la Presidencia de la República, los rangos de Secretarios de Despacho, Jefes de Departamento Administrativo, Subsecretarios, Oficiales Mayores, Jefe o Titular de Unidad y cargos homólogos. Muñoz Sheridan prestaba sus servicios en una unidad adscrita a la Presidencia de la República y además este artículo no menciona a los titulares de los órganos desconcentrados, entonces ¿El SPC comprende o no al titular del INAFED?

Más adelante, en el punto primero del artículo 14 se agrega que se registrará y procesará la información necesaria para la definición de los perfiles y requerimientos de los cargos incluidos en el Catálogo, en coordinación con las dependencias (Secretarias de Estado). La pregunta nuevamente es ¿Está el cargo del director del INAFED en el catálogo señalado y la nueva titular cumple con el perfil que ahí se menciona? Busqué en la página Web de la SFP y no lo encontré.

Por su parte, el reglamento de la Ley del SPC, en su artículo 13, señala que las dependencias podrán ocupar vacantes, por un plazo máximo de un año con personas provenientes de otras instituciones públicas federales siempre que la dependencia de que se trate tenga celebrado un Convenio de Intercambio con las autoridades de esas instituciones ¿Había el convenio que pide la ley entre Presidencia y la Segob?.

El Artículo 37 menciona que las dependencias podrán también cubrir sus plazas vacantes de manera temporal y hasta por un año, con personal proveniente de instituciones públicas federales cuando se cumpla con los requisitos siguientes: II. Que el rango y nivel jerárquico que ostente el candidato a ocupar la vacante sea equivalente. ¿La coordinación de una unidad dentro de la secretaria particular de Presidencia es equivalente al cargo de director general en un órgano desconcentrado? Me temo que no.

Actualmente el INAFED es una institución en agonía y si este nombramiento esta fuera de la ley será la estocada que lo termine de matar. La Conferencia Nacional del Municipio Mexicano (CONAMM) está solicitando al Congreso Federal la creación de una nueva institución que apoye verdaderamente al municipio, porque el INAFED no le es útil. ¿Se habrá acercado Presidencia a la CONAMM y otros organismos municipales para consensuar este nombramiento? Lo dudo mucho.

El caso es importante porque pone a prueba al SPC. Si existiese una violación entonces el SPC es más vulnerable de lo que se pensaba. Imaginemos ahora lo que sucederá con el cambio de gobierno en el 2006. Por lo pronto habrá que solicitar al IFAI y SFP información respecto a este nombramiento.

domingo, junio 26, 2005

Ciudades de EU: la diferencia esta en el proceso

Jaime Villasana Dávila, 26 de junio 2005

Si bien la política exterior de Estados Unidos (EU) deja mucho que desear, a nivel local tenemos mucho que aprenderles…aunque nos duela. Y en realidad sus ciudades y comunidades no están construidas bajo principios o procesos exclusivos de administración u operación, dado que estos son aplicados por muchas ciudades en el mundo, sino que saben y reconocen que con la casa grande (ciudad) no se juega. Muy distinto a lo que acontece en México.

En nuestras ciudades es común encontrar esfuerzos y acciones prácticamente tirados a la basura para simplemente después volver a construir exactamente lo mismo. Actuamos como si los recursos económicos, materiales y humanos sobraran. Un ejemplo de lo anterior es Puebla de Zaragoza.

En esa hermosísima ciudad, atiborrada también de retos de toda índole, han realizado ¡dos! planes importantes para definir el futuro de largo plazo. Los planes Puebla 2020 y 2031 se encuentran prácticamente abandonados por cuestiones partidistas y egoístas. Siempre se argumenta que la decisión no era la mejor, dando al traste con una gran inversión en recursos de todo tipo, siendo el desperdicio más grave el tiempo y tiempo es lo que menos tienen muchas de las ciudades mexicanas para poder sobrevivir.

Pero la base de todos estos malos resultados proviene desde mucho antes de la realización de planes, obras y servicios; del proceso de toma decisiones, base de todo buen rumbo para una comunidad. Se podrá tener todo el dinero y el recurso natural y humano que se quiera, pero si el proceso de decisión no es el adecuado, de nada o poco servirá todo ese recurso.

En México a nivel local (y casi en todos los niveles) el proceso de toma de decisiones colectivo se encuentra monopolizado por los partidos políticos. Esto se traduce en una mala interpretación de la democracia y en resultados impugnados por doquier, y a pesar de que hoy nos encontramos tremendamente desilusionados de los partidos, seguimos pensando que ellos son los únicos entes capaces de tomar las decisiones colectivas.

Para contrastar procesos de toma de decisiones analicemos lo sucedido en Cedar Rapids, Iowa, EU; una ciudad de 120,758 habitantes y la segunda en importancia de ese Estado.

Desde 1908 Cedar Rapids era gobernada por cinco comisionados, es decir bajo la forma de gobierno de Comisión, donde se eligen personas (comisionados) que sirven como responsables de áreas o departamentos específicos y reunidos se convierten en un cuerpo legislativo de gobierno. Tienen Alcalde, pero es una figura débil. Algunos ciudadanos querían un cambio.

Recordemos que a nivel local en EU existen cinco formas de gobierno: Concejo-Alcalde (caso México), Concejo-Gerente (City Manager), Comisión, Asamblea y Asamblea Representativa. Las ciudades o comunidades pueden adoptar la que mejor les convenga siempre y cuando se respeten algunos principios básicos, como la consulta directa a la ciudadanía (referéndum, plebiscito, etc), herramientas existentes en México pero que a los políticos les causa recelo porque se sienten dueños del poder y de la toma de decisiones.  

Pero volvamos a Cedar Rapids y su dilema. Algunos habitantes de la ciudad pensaban que el gobierno de Comisión se había agotado y por lo tanto no era el indicado para enfrentar los retos del futuro. De este modo, ciudadanos empujaron por el cambio y el primer paso a dar sería realizar la petición al Concejo de la Ciudad (Ayuntamiento) para conformar una Comisión especial responsable de revisar el acta de la ciudad (Constitución) y de recomendar una forma distinta de gobierno.

Elegidos por el Concejo de la Ciudad, la Comisión estaba conformada por varios líderes de vecindarios, un corredor de bienes raíces, un proveedor de servicios, el gerente de una compañía, un líder sindical, un sacerdote o ministro, un ex – Alcalde, un abogado, un ejecutivo de empresa retirado y un periodista ¡no había ningún representante de partido político o regidor!

Algunas de las organizaciones y personalidades que pugnaban también por un cambio eran Ciudadanos por un Mejor Cedar Rapids, una coalición de Cámaras de Comercio, líderes sindicales y el ex – Alcalde Lee Clancey, quién gobernó de 1996 al 2002. En el bando contrario estaba Don Cannes, ex –Alcalde que gobernó de 1969 a 1992, sí leyeron bien: de 1969 a 1992. Cuando las instituciones son más grandes que los hombres, no causa temor que una persona ostente el poder durante largo tiempo si éste se encuentra haciendo un buen papel.

Dentro del proceso de toma de decisión, la forma de gobierno que comenzaba a despuntar era la del Concejo-Gerente (City Manager) y es que otras ciudades de Iowa, que habían optado por esta en diferentes momentos, estaban teniendo buenos resultados.

Una semana antes del día de la elección, el periódico Cedar Rapids Gazette, uno de los más importantes, hizo un pronunciamiento a favor de la forma de gobierno Concejo-Gerente (City Manager) señalando “Una administración profesional de la ciudad haría del gobierno de Cedar Rapids un gobierno más visionario y mejor equipado para llevar a buen puerto las prioridades de la comunidad”. Vale la pena mencionar que en EU es común que los medios de comunicación se pronuncien a favor de tal o cual opción, sin que ello signifique que estén coludidos. Ellos también son sociedad y les afectarán las decisiones que se tomen.

Finalmente, el pasado 14 de Junio se llevo a cabo la elección, resultando triunfante con un 68.8% de la votación la forma de gobierno Concejo-Gerente (City Manager). Una vez que los nuevos concejales (Regidores) sean electos en noviembre próximo, estos seleccionaran en enero al primer City Manager de Cedar Rapids.

Amables lectores, lo importante de este relato no es el resultado sino como llegaron a él a través de un proceso de toma de decisiones reconocido por todos. He aquí la lección por aprender.

Glosa: Nadie conoce mejor al Ayuntamiento de Saltillo que Ismael Ramos luego de 21 años de trabajar en él. Cierto, el nuevo Alcalde es técnico, pero no desconoce lo político. Resalto lo dicho por el mismo: “al término de mi mandato pienso seguir trabajando en el Ayuntamiento en el área que sea”. Esto se llama vivir para algo y por algo. Enhorabuena Ismael y mucha suerte.

jueves, marzo 31, 2005

Calgary sustentable…¿Y Saltillo?

Por Jaime Villasana Dávila. 31 de marzo 2005

No cabe duda que existe una relación directa entre la condición del espacio físico-geográfico (ciudad) y la cultura de quienes habitan en ella. Es decir, a mayor cultura de los habitantes entonces un mejor ambiente para desarrollar la vida de la comunidad. Ahora bien, a menudo tendemos a encasillar “cultura” como el nivel de educación que posee cada individuo, y aunque es innegable el profundo vínculo existente entre uno y otro, existen otros elementos que nutren a la cultura tales como actitud, aptitud y el raciocinio existente para comprender aspectos básicos de convivencia humana, como por ejemplo no tirar la basura en plena calle dada su nocividad para la salud pública.

Las ciudades del mundo se preparan para enfrentar los retos del futuro con lo mejor que tienen: la capacidad, creatividad y disponibilidad de sus habitantes para crear soluciones, pero ¿Existe todo ello con la misma intensidad en todas las ciudades? En muchas de ellas, los gobiernos implementan programas para construir infraestructura física, generar bienestar social y fortalecer la institucionalidad, pero en muy pocas su sociedad civil (no el gobierno) genera iniciativas novedosas que tienden a apuntalar la supervivencia de largo plazo. En la mayoría, gobierno y sociedad, se enfocan en retos de corto y quizás mediano alcance.

La ciudad de Calgary, ubicada en la provincia de Alberta en Canadá, es una ciudad progresista que tiene excelentes herramientas para enfrentar los retos del futuro. Tanto el gobierno de la ciudad como sus habitantes, han diseñado y puesto en marcha políticas públicas y programas que son reconocidos en todo el mundo.

En aquella ciudad los temas de ocupación de las autoridades y ciudadanos no son únicamente electrificar una zona, pavimentar calles, entregar despensas, recoger la basura, regular al comercio ambulante, apoyar a los discapacitados o a las personas de la tercera edad, entre otros, todos temas importantes sin duda. En Calgary la ocupación esta también centrada en como hacer de la ciudad un lugar sustentable, y ocuparse de ello es construir una visión colectiva integral y completa, algo de lo que aun carecemos en los municipios mexicanos a pesar de la puesta en marcha de los institutos municipales de planeación.

Si bien es cierto que en Calgary hay políticas públicas generadas por el gobierno local y enfocadas en garantizar la sustentabilidad, también es cierto que las organizaciones civiles abordan el tema y además vigilan al gobierno respecto a ello. Un ejemplo de ello es la organización civil Sustainable Calgary (www.sustainablecalgary.ca)  

En México, Coahuila y Saltillo abundan las organizaciones civiles enfocadas en actividades altruistas, derechos humanos, derechos civiles, equidad de género, y hay razón para su existencia; somos un país de muchas carencias, pero ésta condición no puede ni debe absorber toda nuestra energía porque corremos el riesgo de no ir al fondo de los problemas. Si nos enfocamos en “tejer trapitos” (obra pública, apoyos a la tercer edad, subsidios, etc), entonces los “remedios” brillarán por su ausencia.

Sustainable Calgary (SC) es una organización civil que surgió en 1996. Sus primeros integrantes vivían en diferentes partes de la ciudad y tenían diversas ocupaciones profesionales, eso sí, ninguno pertenecía a partido político alguno. SC nace, entre otros motivos, por la inspiración del trabajo realizado por Sustainable Seattle (www.sustainableseattle.org), surgida en 1991 como una organización civil sin fines de lucro, pionera en el tema y dedicada a fortalecer en el largo plazo la calidad de vida en la zona metropolitana de Seattle y el condado de King, ambos del estado de Washington.

En la actualidad numerosos habitantes de Calgary han contribuido con su tiempo y esfuerzo en lo proyectos que SC lleva a cabo, de hecho, sus más de 200 miembros han motivado a otros miles de conciudadanos a participar en los talleres y proyectos sobre la sustentabilidad de la ciudad. El objetivo de SC es muy claro: promover, motivar y apoyar acciones e iniciativas que contribuyan a tener un futuro sustentable para la ciudad, es decir, generar procesos de trabajo que consoliden en el largo plazo la salud y vitalidad de la ciudad y de sus habitantes, mediante la observación de los aspectos ecológicos, sociales, culturales y económicos.

Algunos proyectos que actualmente implementa SC son: a) Estado de nuestra ciudad, reporte basado en un sistema de indicadores sobre la vitalidad de la ciudad para el largo plazo; b) Mapa Ecológico, programa que va calculando el área de territorio requerido para producir los productos y recursos que la ciudad consume; c) Mercadotecnia social para la comunidad, iniciativa que busca cambiar el comportamiento de los habitantes a través actividades; d) Foro de acción para la sustentabilidad de Calgary, programa para incrementar el dialogo público, entendimiento y acción sobre las metas e iniciativas de sustentabilidad en la ciudad, entre algunos otros igual de interesantes.

Poniendo en perspectiva las iniciativas generadas e implementadas en aquellas tierras canadienses con las emprendidas en Saltillo, y otras ciudades de México, me queda claro la enorme diferencia de enfoques entre las regiones de América del Norte para abordar los retos del futuro ¿Cómo lograr una mayor integración de la región con tan amplias diferencias? 

La justificación usualmente utilizada por los mexicanos es que emprender iniciativas como el de SC requiere principalmente de dinero. Se requiere primeramente tener una visión y una voluntad para llevarlo a cabo y posteriormente reenfocar las prioridades de trabajo. Sin embargo y volviendo a la realidad saltillense tenemos que ni siquiera podemos aprobar un documento rector tan importante como el Plan de Desarrollo Urbano o emprender acciones concretas que estimulen la consolidación de la zona metropolitana con Ramos Arizpe y Arteaga o proteger adecuadamente el área de la sierra de Zapalinamé.

¿Alguien de la IP de Saltillo, instituciones civiles o académicas estaría dispuesto a conjuntar esfuerzos y financiar iniciativas de esta envergadura? ¿Qué tal un Saltillo Sostenible A.C.? Valdría la pena.

domingo, marzo 06, 2005

Dando el siguiente paso

Jaime Villasana Dávila, 6 de marzo 2005

En días pasados se presentó en el Cabildo de Saltillo una iniciativa que contempla dos reformas substanciales para la vida municipal no solo de Coahuila sino del país: a) disminución del número de Regidores y b) elección de Regidores por distrito.

Algunos señalan que el momento de su presentación no fue el adecuado, pero depende de la perspectiva en que se vea; el que se discuta hoy esta iniciativa abre una gran oportunidad para construir una plataforma por la que pueda transitarse una vez que las nuevas autoridades entren en funciones, de hecho se puede utilizar para que en las ya próximas campañas se definan posturas sobre ésta iniciativa.

Respecto a la primer reforma, disminución de Regidores, se puede mencionar que un par de Estados ya han hecho dicho ajuste. El último intento formal se dio en Nuevo León durante el 2002, lamentablemente no tuvo éxito. Hoy los nuevoleonenses tienen una nueva oportunidad de legislar al respecto con la propuesta lanzada hace unos días por el dirigente estatal del PRI.

Contrario a lo que señaló el Regidor Sergio Reséndiz Boone a un medio de comunicación “...si reducimos la cantidad de munícipes haríamos mella en la pluralidad que debe existir en Cabildo...” la disminución (del número de integrantes) no hace perder la representatividad en los Ayuntamientos por que ahí están representados partidos, no sectores sociales. Además “cantidad” no es fondo y sí mucha forma.

Es natural que un político, así como sindicatos, grupos sectoriales, etc., se resistan a la disminución de puestos de elección popular y la razón es muy simple (aunque no lo acepten en público); habrá menos espacios donde puedan colocarse miembros de los partidos. Mantener esta postura significa anteponer intereses partidistas a los intereses de la comunidad. Hoy el sistema de planillas hace esconderlo todo.

La disminución de Regidores presenta múltiples beneficios que van más allá del ahorro de recursos económicos: Hay una mayor eficiencia en la toma de decisiones; mejor entendimiento entre las fuerzas políticas municipales; identificación precisa de los integrantes del Ayuntamiento (son tantos que la sociedad prefiere no pensar en ellos) y por consiguiente una mayor exigencia social; hace obvia la evasión de responsabilidades de los Regidores.

Realizar una reforma de este tipo implica poner en marcha otros mecanismos para reforzar los flancos débiles que naturalmente se generan (todo tiene desventajas). Dichos mecanismos ayudarían a la consolidación de la institucionalidad  ante los cambios de personas en el cuerpo de Cabildo; uno de ellos es el reforzamiento jurídico y operativo de los Consejos Municipales. La única constante es la sociedad.

Pero quizás una de las mayores aportaciones de la disminución de Regidores es que hace viable la implementación de la elección de Regidores por distrito, o sea, el otro componente de la iniciativa. De llevarse a cabo esta reforma, Coahuila sería pionero y aportaría para el descubrimiento de nuevas formas de estructurar y operar el gobierno municipal en México, hecho que produce pavor entre la clase política e incluso entre algunos estudiosos de la materia, quienes argumentan que para llevar a cabo una reforma novedosa habrían que hacerse un sinnúmero de estudios que prácticamente bloquean cualquier innovación. La democracia implica también aprender  en el camino y hay errores, pero también recompensas.

El número actual de Regidores en los Ayuntamientos coahuilenses imposibilita llevar a cabo una reforma que apunte a su elección por distritos. Ejemplo: Hoy en día existen en Saltillo diez Regidores de mayoría y seis de minoría y ante esto, se pudieran tener dos puntos de partida; tener 10 distritos municipales (basado en los Regidores de mayoría) o 16 distritos (basado en el tamaño del Cabildo). Tener cualquiera de las dos cantidades hace imposible logísticamente una elección, además de las consideraciones de representatividad, políticas, sociales y de relación gobernante-gobernado. De aquí la importancia del primer componente de la iniciativa (disminuir el número).

Ahora bien, la representación proporcional cabe perfectamente en un sistema de elección municipal por distritos, de hecho, esta metodología se utiliza para elegir diputados locales y federales. En todo caso el reto sería identificar el número adecuado de distritos y definir el número de Regidores de representación, tarea que no debe obstaculizar una reforma de estas dimensiones.

Existen diversos estudios, análisis y metodologías especializadas para implementar un sistema electoral municipal de esta naturaleza, por lo que el punto de partido no es cero. Algunos de los beneficios de implementarla son: mejor reflejo de la voluntad ciudadana en el Cabildo y decisiones basadas más en los intereses comunitarios y no en los intereses políticos de los partidos.

También favorece la legalidad y el sustento moral de los Regidores al reconocerlos como auténticos representantes; el proceso de acceso al poder genera mayor cohesión política del cuerpo de gobierno creando un redimensionamiento entre las relaciones del ejecutivo municipal y el resto de los integrantes del Cabildo; mejor relación entre el Regidor y el ciudadano; surgimiento y desarrollo de nuevos liderazgos con capacidad probada debido al escrutinio efectuado durante las campañas electorales, entre otros.

El último intento realizado para elegir Regidores por distrito fue en Baja California en 2001 pero fracasó. Es cierto, han habido cambios al marco jurídico municipal en los últimos años, pero ninguno ha atinado directamente a redimensionar el vínculo elector-elegido. Chihuahua (con la elección del Síndico de manera directa), y quizás Tlaxcala, son los casos más aproximados, pero nada más.

Percibo miedo, egoísmo y/o un sobre-estudio de las implicaciones que reformas innovadoras generarían. Hay investigaciones y muchos análisis; falta decisión. No hay diseños perfectos y monótonos para los municipios, menos cuando en México hay una heterogeneidad impresionante. Mi reflexión final me lleva a preguntarme si Coahuila (y Saltillo) desea padecer de lo mismo o damos el siguiente paso.

Glosa: bien por el PRI, quita candado y hay chance de abrir energía. Bartlett, vete a tu casa.

99 Spokes te ayuda a elegir tu próxima bicicleta gravel

Por: Jaime Villasana Dávila, 23 de junio 2020 Comprar la primera bicicleta gravel o renovarla genera muchas buenas emociones pero, admitám...